viernes, 2 de septiembre de 2011

La piel tiene memoria

En el último intento por retener el verano, recorrí aquello que el sol había grabado a lo largo de tu piel. Las rutinas y sorpresas, las risas y tus lágrimas, los orgasmos y silencios, las dudas y todos los excesos... La memoria de tu piel me hizo sentir de nuevo todo lo que cabe en un inolvidable agosto.




No hay comentarios:

Publicar un comentario