domingo, 9 de febrero de 2014

Perdiendo

21, rojo e impar. Ya hacia la puerta... escuché la burlesca risa de la fortuna.
Tan lejos, tan cerca; siempre llegando, sin haber salido.

2 comentarios:

  1. Es un rosario de pensamientos y sensaciones a cuál más acertada y provocadora de reflexión y comentario.

    Me gustan todas. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Y a mi me encanta que te gusten, amiga. Muchísimas gracias y disculpa mi demora al contestarte. A veces se me pasa, lo que no quiere decir que no valore tu apoyo, al contrario, lo necesito y agradezco.
    Un abrazo, Albada2.

    ResponderEliminar